martes, 12 de enero de 2021
TENDENCIAS
Evitar la sequedad en el ambiente que causa la calefacción

Los ambientes secos pueden traer problemas respiratorios. Evítalos con diferentes trucos que te ayudarán a mejorar el aire de tu hogar. 

Debido al ambiente seco, uno de los inconvenientes más comunes al utilizar la calefacción son los problemas respiratorios. ¿Cuántas veces te ha sorprendido la tos y el picor de garganta en casa en invierno?

Cuando respiramos aire seco durante mucho tiempo, los problemas más comunes son ojos secos, picor en la piel e irritación de las vías respiratorias y mucosas. Esta sequedad puede ocasionar serios problemas de salud porque estamos más expuestos a bacterias e infecciones.

Estos efectos negativos se perciben sobre todo en el caso de los niños pequeños y bebés que tienen un sistema respiratorio en pleno desarrollo.


¿Cómo evitar que el ambiente se seque?

Es fundamental que la temperatura de nuestro sistema de calefacción no supere los 20/21 grados durante el día y los 18 durante la noche. Las altas temperaturas pueden causar dolores de cabeza y también pueden provocar una caída de la humedad, lo que conduce a un ambiente seco.


Apuesta por materiales naturales: textiles de lino o algodón, alfombras de yute y otras fibras naturales. Estos materiales permiten que el aire circule fácilmente y mantienen la habitación fresca y transpirable, evitando la sequedad y la necesidad de instalar un humidificador.


Cuencos, macetas y ollas: el mejor remedio casero es colocar un recipiente con agua encima o cerca del radiador. Este sencillo truco hará que el aire de tu casa sea más húmedo.


Plantas cerca del radiador para crear humedad: coloca las plantas cerca de la fuente de calor. De este modo la humedad existente en la tierra de las macetas se condensará y fluirá hacia la habitación. Organiza las plantas creando pequeños invernaderos o plantas tropicales. Eso sí, preocúpate de que no se sequen demasiado o se quemen y no te olvides de regarlas.


Deja que la humedad vuele…: Cuando termines la ducha caliente quedará mucho vapor, y una vez que abras la puerta, el vapor se distribuirá por las habitaciones más secas.


Así como un ambiente demasiado seco, el uso excesivo de humedad no traerá buenas consecuencias. Hay que mantener siempre un control del ambiente en casa para cuidar de tu salud y de los tuyos.

Ahora conoces diferentes formas de mejorar el aire de tu hogar y evitar que se seque. Esperamos que estos sencillos consejos te sean útiles y mejoren tu día a día.


Proporcionamos un servicio integral en las áreas de Consultoría e Intermediación Inmobiliaria, Gestión de Patrimonios y Administración de Comunidades por toda Cataluña.