Casi la mitad de los pisos turísticos de Barcelona se pasan al alquiler tradicional

Las dificultades con las que se han encontrado los propietarios de pisos turísticos para alquilarlos ha obligado a muchos de ellos a buscar un nuevo formato para su negocio.

Desde hace un tiempo, el sector del alquiler viene comprobando como muchos de los propietarios han preferido pasarse al sector del alquiler residencial para intentar minimizar las pérdidas que la crisis del coronavirus está dejando en el sector.

Temporada perdida

Un estudio elaborado por la propia la Asociación de Apartamentos Turísticos de Barcelona (Apartur) ha puesto sobre el tapete que cerca de la mitad de los propietarios de dichas viviendas han optado por convertir el alquiler turístico en alquiler residencial.

Del estudio elaborado por los responsables de Apartur se desprende que más del 40 % de los pisos turísticos censados en la ciudad de Barcelona han optado por pasarse al alquiler tradicional, conscientes de que aunque la temporada turística puede llegar a mostrar síntomas de recuperación, difícilmente la demanda será suficiente para lograr una ocupación que alcance las cifras de años anteriores.

De los más de 9.000 pisos turísticos censados en la ciudad de Barcelona, en el momento en que la asociación llevó a cabo su estudio casi 4.000 ya habían optado por pasarse al sector del alquiler tradicional.

De hecho, son muchos los propietarios que dan la temporada alta de llegada de turistas  de esta año por perdida. Las dificultades que van a encontrarse muchos posibles visitantes a la hora de desplazarse, junto a las debidas medidas de prevención para evitar contagios, provocarán que sean muchos los turistas que opten por unas vacaciones de proximidad y se queden cerca de su lugar de residencia.

Lenta desescalada

A esto se une el hecho de que la ciudad de Barcelona y su área metropolitana han iniciado la desescalada a un ritmo inferior al de otras zonas turísticas, algo que también puede acabar afectando a la reservas de los pisos de alquiler turístico.

Las previsiones apuntan a que la facturación en los apartamentos turísticos tendrá una caída en toda Cataluña de cerca del 85 %. Y Barcelona es el principal foco de atracción turística de la comunidad.

Caída de las reservas

Las caída de reservas detectada desde que se iniciaron las fases de confinamiento en la mayor parte de los países europeos ha encendido todas las luces de alarma en el sector.

Son muchos los propietarios de los apartamentos turísticos que necesitan los ingresos mensuales que consiguen con el alquiler y, hasta el momento, muchos de ellos han sufrido un descenso de ingresos muy significativo.

Por esta razón han buscado la seguridad del alquiler tradicional a la espera de tiempos mejores, aunque algunos analistas consideran que existen grandes posibilidades de que muchos de ellos se queden definitivamente en el alquiler tradicional.



GuinotPrunera 2020. Todos los derechos reservados  |  Aviso legal  |  Política de privacidad  |  Política de Cookies