Madrid y Barcelona superan, en el primer trimestre del año, su récord de contratación de oficinas

La contratación de superficie para la instalación de oficinas de empresa ha superado todas las expectativas en los dos principales centros de negocio del país, las ciudades de Madrid y Barcelona.

Según los datos del primer trimestre del año, en ambas ciudades se han alcanzado cifras de récord. Mientras en Madrid la contratación en metros cuadrados ha ascendido hasta los 165.000, la cifra más alta alcanzada en los diez últimos años, en Barcelona la superficie contratada ha superado los 140.000 metros cuadrados, la más alta alcanzada en un trimestre.

Es en Barcelona donde destaca la contratación por parte de operadores de espacios flexibles. Si durante el año 2018 este tipo de contratación supuso un 12 por ciento del total del mercado, en este primer trimestre del año esa cifra se ha disparado hasta el 23 por ciento, una cantidad que bien puede indicar un cambio de tendencia en el sector del alquiler de espacios para oficinas.

Además, los expertos aseguran que la falta de una oferta amplia y de calidad ha obligado a muchas empresas a decantarse por un tipo de alquiler especial. En este caso se trata de adelantarse al mercado y contratar la superficie que se va a necesitar antes de que el espacio esté construido, lo que se conoce en el mundo inmobiliario como la contratación sobre plano.

También en este caso el aumento del tipo de operaciones en la ciudad de Barcelona ha sido enorme. Así, si durante el 2018 este sistema fue adoptado para alquilar el 21 por ciento del total de metros cuadrados, en el primer trimestre de este año la cifra se ha disparado y ha alcanzado el 43 por ciento. La falta de espacios disponible es, sin duda, la principal causa de que las empresas que buscan oficinas se lancen en busca de las mejores opciones de futuro para la instalación de sus oficinas.

También se da la circunstancia, que en este caso se observa tanto en Barcelona como en Madrid, de que la ausencia de espacio de calidad hace que las oficinas de nueva construcción sean rápidamente absorbidas por el mercado, mientras que aquellas que se encuentran en edificios de calidad media o baja se están quedando vacantes.

Las empresas son conscientes de que para atraer y retener el talento es necesario disponer de oficinas adaptadas a las necesidades de los profesionales, que buscan cada vez más la diferenciación y el diseño a la hora de elegir sus instalaciones.

¡Consulta más noticias sobre el sector inmobiliario aquí!



GuinotPrunera 2019. Todos los derechos reservados  |  Aviso legal  |  Política de privacidad  |  Política de Cookies