Evolución del mercado de obra nueva en Barcelona

La construcción de viviendas nuevas en la ciudad de Barcelona no está atravesando por su mejor momento. A la escasez de suelo edificable se han unido algunos cambios normativos que han afectado de forma significativa a este sector.

La prueba es que mientras el crecimiento en el resto de Cataluña ha sido de un 15 % durante 2017, en la ciudad de Barcelona se ha producido una bajada del 20 %. Además, es el segundo año consecutivo en que se produce un descenso ya que en 2017 también se produjo un descenso del 13 % respecto al año anterior.

La caída afecta sobre todo a proyectos de más de 10.000 metros cuadrados, los más afectados por los cambios normativos con una caída del 54 %, como el Plan Especial Urbanístico de Alojamiento Turístico (PEUAT), que limita su crecimiento, o la puesta en marcha de la legislación que obliga a los promotores a reservar el 30 % de los pisos que construyan a vivienda social.

Todo esto ha llevado a que el precio de la vivienda nueva en Barcelona se haya disparado un 27 %, según ha afirmado la Asociación de Promotores de Cataluña (APCE).

Según el análisis efectuado por esta asociación, en 2017 se pagaba una media de 495.000 euros por una vivienda en Barcelona. En 2018, el precio medio de una vivienda se ha incrementado en 130.000 euros hasta alcanzar los 625.000 euros de media.

Pese a ello, la misma asociación afirma que este sensible aumento de los precios está más vinculado al mayor tamaño de las viviendas de nueva construcción, aunque, de todas formas, el aumento del precio del metro cuadrado se sitúa en el 8 %.

También hay que tener en cuenta que el aumento de los precios es muy irregular y depende mucho de la situación de la vivienda. Así, en el barrio de Sarrià-Sant Gervasi, el precio del metro cuadrado supera los 9.000 euros, mientras que en Nou Barris apenas alcanza los 4.000 euros, aunque ha sido este último distrito en el que se ha producido un aumento porcentual más importante, alcanzando el 43 %.

Por el contrario, otros distritos han experimentado un ligero descenso en el precio de las viviendas de nueva construcción. Así, en Sant Andreu han descendido un 9 %, mientras que en Sant Martí el descenso ha sido del 4 % respecto a 2017.

Los distritos en los que hay más viviendas de nueva construcción en el mercado son los de Eixample, Gracia, Sant Andreu y Sant Martí.



GuinotPrunera 2019. Todos los derechos reservados  |  Aviso legal  |  Política de privacidad  |  Política de Cookies